Tiempo sin subir nada, pero aquí les traigo la primer página de esta historia que espero que les guste.

Dar clases de defensa personal a las amigas de tu hija debe ser fácil y una linda experiencia… ¿cierto? Esperemos que así sea, por el bien de la señora Kina.